Empresa desarrolla un microchip que se implanta debajo de la piel y permite realizar pagos electrónicos con la mano

El verdadero chip del que tanto hablaron durante la pandemia ha llegado. Sin embargo, no aparece a través de las vacunas. Cada usuario será el responsable de colocárselo y servirá, entre otras cosas, para realizar pagos electrónicos simplemente con la mano.

Según reseñan los colegas de Computer Hoy, la empresa que desarrolla este innovador implante se llama Walletmor, que en su nombre compuesto tiene la palabra “billetera”. Utilizan el sistema de tecnología NFC, que es la comunicación de campo cercano entre dispositivos sin contacto. En el perfil de su cuenta de Instagram intentan atraer a más clientes expresando que “la billetera del mañana espera por ti”.

Este tipo de tecnología –la de NFC– ya viene prácticamente en todos los celulares gama media. Se usa para realizar pagos con tu smartphone en locales comerciales que acepten este servicio. También puedes hacer transferencias entre tus cuentas e incluso cargar tu tarjeta de transporte público.

Lo curioso es que todo esto que estamos mencionando del sistema NFC, es que Walletmor encontró la manera de desarrollar un microchip que implanta en alguna parte de tu mano por debajo de la piel, es decir que no necesitarás tu celular para esto.

Una luz LED bajo la piel

De acuerdo a lo que indica el sitio mencionado, uno de los usuarios dice que la instalación “duele tanto como cuando alguien te pellizca la piel”. Después del implante el microchip activará una pequeña luz LED que se activa siempre que pases tu mano por algún lector de NFC.

“El implante puede utilizarse para pagar una bebida en la playa de Río, un café en Nueva York, un corte de pelo en París o en la tienda de comestibles local. Puede utilizarse en cualquier lugar donde se acepten los pagos sin contacto”, dijo Wojtek Paprota, fundador y director ejecutivo de Walletmor.

El aparatito no necesita de una fuente que lo alimente de energía y el mismo Paprota expresa que es seguro y que además ya cuenta con la aprobación de las autoridades para comenzar a funcionar. De hecho, asegura que ya hay más de 500 microchips vendidos.

Este dispositivo está cubierto en un biopolímero de un material similar al plástico; es compatible con los tejidos de la piel y está fabricado para evitar que provoque reacciones alérgicas en quienes adquieran el microchip. Al final hay video de una instalación.

Algunos expertos en tecnología han reaccionado a la creación de este tipo de dispositivos y sin negarse a que se pueden instalar para agilizar transacciones comerciales, se plantean varias interrogantes relacionadas a la seguridad digital.

Otro de los inconvenientes planteados en la publicación de Computer Hoy es que si esto se llega a popularizar, se integrarán mayores funciones. Entonces habría que sacar y volver a instalar en reiteradas ocasiones a medida que se vayan modificando.


 

h

Mas noticias

Menú